Muévete y haz que pase/ Tú tienes que hacer que pase

in Holos&Lotus2 months ago

Post de Instagram mensaje día de la mujer rosa.png

Imagen creada en Canva

Hola, hola, mi gente linda de Holos&Lotus, esta en mi entrada a la iniciativa propuesta por @charjaim que llega justo en la línea de fuego, pero que no quería dejar pasar.

Ver post aquí

Muévete y haz que pase es una frase que siempre me digo cuando quiero que algo ocurra, porque siempre he creído que las cosas no llegan por obra y gracia divina. Las cosas pasan, porque haces que pasen. Por ejemplo, cuando estaba estudiando para sacar mi Licenciatura en Educación, llegó el momento en el que decidí ser Docente Universitaria.

Me preparé, leí, estudié, investigué, asistí a actividades que abonaran en mi formación y, al salir de la Universidad, regresé en menos de tres meses como docente. No fue un camino fácil, pero sí con muchas alegrías y beneficios. Lo mismo pasó cuando decidí adelagazar. No me puse excusas, simplemente, actué. Fui a dónde tenia que ir, hice lo que tenía que hacer y lo logré. Bajé de peso. Igual pasó en el plano sentimental, pude quedarme estancada y no lo hice. Busqué ayuda, me sobrepuse y todo salió bien.

Así, un montón de cosas que han pasado en mi vida. Cosas que contribuyeron a que estuviera muy bien por mucho tiempo. Hoy, mi vida está cuadrículada, pero, se lograron varios objetivos en otros tiempos y realidades distintas a las actuales. Básicamente, hice que pasara, porque me propuse una meta y fijé un camino a seguir. Ese camino estuvo lleno de tropiezos, reacomodos, fuerza de voluntad, convicción y mucha disciplina.

imagen.png

Fuente

Siempre hay alguien que, según las nuevas tendencias, dice que atraje lo que quería, pero a esa máxima ya convertida en cliché, suelo rebatirla diciendo que yo trabajé por y para eso. No fue una simple afirmación hecha al Universo y él confabuló para... No. Todo lo que llega a nuestras vidas llega gracias a nuestro compromiso con nosotros mismos, con nuestra propia vida, por lo tanto, tendremos lo que nosotros mismos edifiquemos.

Estoy totalmente convencida de que cuando pones en marcha una acción preñada de buenas intenciones, ella genera la llegada de personas que contribuyen a eso. Personas que tienen el mismo interés por mejorar las cosas y ayudarte en ese camino, tal como la experiencia del señor que se menciona en el post de esta iniciativa. Él propuso la idea, se debatió, se movieron y todo salió bien. Es, en ese momento, cuando te das cuenta de que tienes que agradecer a los que estuvieron contigo para ayudarte, pues no es mucho lo que se puede hacer cuando estás sólo.

imagen.png

Fuente
Algo parecido viví yo durante una época en la que no teníamos agua por falta de una bomba. Mi comunidad comenzó a crecer y con ello las demandas de servicios. El edificio dónde vivo no tenía bomba para subir el agua y pronto comenzamos a padecer por eso. Fueron muchos los baldes que tuve que subir, muchos los roces vividos con los vecinos, hasta que dije *-Ya no más*. Primero conversé con papá para lo de la compra de la bomba y luego llamé a una reunión.

Una vez reunidos, expuse una propuesta que tenía tres temas centrales: comprar la bomba, la cuota para comprarla y el tiempo. De lo primero, se encargó papá. Es decir explicar la parte técnica y de los segundo me encargué yo. Para mi sorpresa, mis vecinos estuvieron de acuerdo, me apoyaron e incluso pagaron a tiempo. Resultado: tenemos bomba, dejamos de cargar agua y ahora todos estamos felices.

Ahora, bien, tal vez en este momento, muchos se preguntarán y qué pasa con Dios. ¿Es que acaso ella no cree en Dios? Pues, a eso les respondo que sí. Sí creo que hay una forma de energía, a la que, por principios católicos, llamo Dios que camina a mi lado, bendice todos mis días y mis acciones, pero que también nos dice que él nos ayuda, pero, también debes ayudarte. La oración es poderosa, es valiosa, pero no es suficiente y si algo te incomoda, tienes que resolverlo.

Dicho esto, reitero mi tesis inicial: si quieres que algo pase, tienes que hacer que pase. No se lo dejes todo al Universo. Un gusto compartir con ustedes mis amores, se les quiere un montón.

Hasta una próxima lectura...

Sort:  

Me quedo con la última parte que no hay que dejarle todo al universo, por eso hay que dar los primeros pasos.

¡Hola! Estoy de acuerdo, no podemos dejar todo al universo, desde que estamos pequeños el énfasis y la responsabilidad está en nosotros mismos, si no estudiamos, no aprobamos y no avanzamos y así sigue la vida demandando de nosotros la iniciativa y el esfuerzo para lograr lo que queremos.

Me gustó leerte, gracias por dejar tu punto de vista.

¡Hola, Yecenia!

Para todo debemos estar preparados.

  • Asumir retos.
  • Ser consientes que lo vamos a lograr.
  • No decaer.
  • Recibir consejos.
  • Otros.

Siempre con un positivismo al 100%.

Saludos.

Para comentar en Hive.png

Tienes razón, @anthony2019... Un abrazo fuerte para ti. A veces es difícil para mí mantener la actitud positiva, pero busco un espacio para respirar, orar y confiar. No es fácil, pero ahí vamos.