El comienzo de la ceguera (Relato corto)

in Cervantes3 months ago


image.png

Fuente

El comienzo de la ceguera


image.png

El hombre bajó del carro y detrás de él bajó su comitiva. Era calvo y tenía una barriga prominente. El vaho caliente y el olor a basura lo hicieron arrugar la frente. Aquel era uno de los barrios más pobres, pero según la encuesta era donde había más gente. Su jefe de campaña le había recomendado hacer varias visitas para ganar votos. El hombre miró su entorno con desprecio disimulado, pero dentro de él pensó: todo sea por el cargo.

XIX:O:XIX

El hombre saludó efusivamente como si fuera un viejo amigo del barrio. La gente reunida, con todas sus miserias, se le quedó observando. Como un zorro cum laude, el hombre observó la reacción arisca de la gente y se acercó a un grupo de mujeres y hombres, y le dio la mano. Sorprendidos y andrajosos, famélicos, iguales a sus perros sin nombre y sin dueños, tendieron sus callosas y sucias manos haciendo reverencias con la cabeza.

XIX:O:XIX

Al percibir este gesto de pleitecía, comenzó su discurso: Yo soy igual que ustedes, que padece las mismas penurias. Como ustedes, padezco la delincuencia -dijo y la gente se miró de arriba abajo consciente de sus pocas pertenencias. El hombre no se amilanó y siguió su monólogo: como ustedes paso hambre y cada día debo buscar el pan para mis hijos. Mi intención es hacerles las cosas más fáciles -dijo y un puñado de personas gritó "Bravo, bravo", con mucho brío.

XIX:O:XIX

Al ver aquella reacción, el hombre se sintió fortalecido: "Habrá un bono para aquellos que no trabajan, también les daré una casa, un bono igual para las embarazadas", y así siguió prometiendo sobándose su panza. Pero eso sí, dijo como si fuera una amenaza, deben votar por mí porque yo soy su pana. La gente reunida alegre y eufórica exclama: "Presidente, presidente", sin darse cuenta de la mentira y la maña.


image.png

HASTA UNA PRÓXIMA OPORTUNIDAD, AMIGOS

Sort:  

Según leía, me venía a la memoria aquél gran relato de Miguel Delibes, posteriormente llevado a las pantallas, titulado el disputado voto del señor Cayo, ambientado también, como tu relato, en la Castilla más pobre y desesperada: aquélla (al menos la que todavía existe) que continúa esperando todas las prebendas prometidas. Si hay alguien con el que Dios bosteza y el Diablo se frota las manos, es con el político. Abrazos

Qué imagen me has dado, hombre!!Ciertamente con el político, el diablo sabe que tiene un hombre ganado. Lástima que en todos los países sean iguales y que sean muy pocos los buenos. Te abrazo!

Pues sí, así comenzó la cosa, como dicen. Los políticos que envilecieron a la gente humilde manipulando sus enormes necesidades, prometiéndoles el bienestar igualitario y fácil, pero insuflando el resentimiento y la indolencia. Un relato que recoge bien esa miseria de los políticos que se empoderaron con la miseria de los pobres. Un abrazo, @nancybriti.

Por aquí pasó El Comentador
: @josemalavem

Te acuerdas, @josemalavem? Hay mucho de maldad en aquel que sabiendo las miserias hace fiesta con ellas. Y así funcionan muchos políticos. Doy para que me agradezcas!! Triste destino de aquel pueblo que más que exigir a sus dirigentes, deba agradecerles. Abrazos

Relato que configura crudamente la realidad política de muchos países. Lo lamentable es que la ceguera parece interminable.

Cómo te explico, @jesuspsoto!!!!! Justamente es eso!!! Siento que cada día somos más ciegos y que, a pesar del abismo, mucha gente sigue apostando a algunos procesos. Saludos y gracias por comentar

Literatos-estatico.jpg

Esta publicación ha recibido el voto de Literatos, la comunidad de literatura en español en Hive y ha sido compartido en el blog de nuestra cuenta.

¿Quieres contribuir a engrandecer este proyecto? ¡Haz clic aquí y entérate cómo!

Loading...