Concurso de TBT 🌞Un día de esos🌓: «¿ℙ𝕠𝕣 𝕢𝕦𝕖́ 𝕞𝕚𝕖𝕟𝕥𝕖𝕤?»

in Top Familylast month


Hoy es jueves, «el cuerpo lo sabe», el día del TBT. María de los Ángeles, es una de esas chicas tímidas, de su casa… Sus padres se han esforzado por darle lo mejor, pero también le exigen lo mejor a ella, en este caso sus calificaciones…


MARIA NOTAS.jpeg

Hija de Andreína, una maestra de escuela con Máster en educación tecnológica y padre taxista. Entre lo que cabe, viven holgadamente. Como a todos en el mundo entero, la época de la pandemia se hizo sentir en las familias venezolanas, la de María de los Ángeles no fue la excepción.

Durante los dos primeros lapsos de estar cursando el Cuarto año de Bachillerato Mención Mercantil, María logró obtener buenas calificaciones; pero en el tercero, «raspó», obtuvo dos calificaciones por debajo de 10. Sus padres se molestaron a tal punto que la castigaron.

— Mamá, esas no son mis calificaciones. Enfatizaba llorando María de los Ángeles.

— ¿Para qué mientes? Respondía herida Andreína. — Tu única responsabilidad es estudiar y mira con lo que nos sales. La culpa la tiene ese «noviecito» que te permitimos tener…

Así transcurrió la semana. El sábado, cuando me comunico con mi familia vía ZOOM, Gilda, mi sobrina, me cuenta lo sucedido con María. Non es que haya tenido trato con la joven, pero jugaba con Gilda y mi hija Sofía. María de los Ángeles tendría unos 4 años cuando salid de Venezuela.

Bien, regresando al problema de María. Mientras hablaba con el resto de la familia, pedía a Gilda que buscara a María para hacerle una preguntas y ver en qué podía ayudar. Por lo que pude detectar cuando hablé con María a través de la videollamada, es que era sincera. Al mostrarme las calificaciones obtenidas, me percaté que mantuvo las notas en las demás asignatura, solo había reprobados dos en el tercer lapso.

Le insté que se dirigiera al Liceo con el fin de solicitar revisión de notas y hablar con el Profesor(a) Guía y que su mamá le acompañara. Le advertí que eso debería hacerlo el mismo lunes siguiente, no puede dejar pasar el tiempo.

En oportunidades posteriores que hablé con la familia en Caracas, me enteré de que había un error de transcripción en las notas de María de los Ángeles. Resulta ser que en vez de 08 la calificación era 18.

Como padres, no debemos juzgar a los hijos, a la ligera, «a nadie». Siempre debemos buscar la verdad. Hay que ser objetivos, encontrar el «¿por qué?», nos iluminará al momento de nuestras reacciones hacia los demás.




Si quieres participar, me parece que aún estás a tiempo, tienes hasta las 11:59 pm de HOY JUEVES, así que apúrate y recuerda cumplir las reglas.

Concurso de TBT - Un día de esos.

A ver si se animan, el amigo @tiffanny, @faniaviera y @silher




CRÉDITOS

  • Imágenes de mi propiedad.
  • Arte del título: CoolText








Sort:  

Como padres, no debemos juzgar a los hijos, a la ligera, «a nadie». Siempre debemos buscar la verdad. Hay que ser objetivos, encontrar el «¿por qué?», nos iluminará al momento de nuestras reacciones hacia los demás.

Yo soy hija, aplicará de seguro para cuando sea mamá. Como hija apoyo el hecho de que nuestros padres esperan a veces mucho de nosotras y si cometemos un error, somos inmediatamente juzgadas. Nunca he entendido por qué un error tiene más peso que 99 aciertos.

!gifs LOVE

Ella estaba segura que esa no era su nota, recibió un buen consejo sin duda alguna hacer esa revisión lo antes posible. Un bonito recuerdo lleno de historia u enseñanza. Un abrazo.