Cobardía

in Freewriters9 months ago


Fuente

 

Por cobardía sigo besando un retrato, cuando podría quizás, con el fuego de sus labios, estar derritiendo la escarcha que dejó sobre mi boca el último invierno.

Sabe a vergüenza el papel, el cartón, el vidrio, ese otro hielo, que muy bien captó el poder de una cámara pero que bien poco me dice sin embargo de la suavidad y el calor de esa piel que estuvo, hace no mucho conmigo en un café, a sólo milímetros de mí.

Sí, ya sé que mis dedos no se atrevieron a besar los suyos y que tampoco mis manos, valientes en otras ocasiones, osaron tomar las suyas para bailar con ellas el necesario vals que por suerte mis padres si bailaron.

La tuve sólo a milímetros de mí y pude imaginar con certeza, por eso, lo que hubiera preferido sentir.

Tuve miedo sin embargo de quitarme la vida si aquellos ojos y labios de mujer me rechazaban y por eso me condenó aquella vez mi cobardía a seguir besando eternamente una fotografía en lugar de sentir realmente lo que ahora sólo imagino: la pasión desbordante de aquella mujer, su calor, su olor, su suavidad; aquel fuego.