Querido amigo:

in #spanish11 months ago

        Vuelvo otra vez a ti, siempre termino volviendo a ti, pero, es que eres la única persona que comprende realmente lo que me sucede, y es aquella persona que no me juzga, y tengo mucho que agradecer por eso.


Por otro lado, ahora me cuesta relacionarme con las personas, yo no soy esa chica, aquella chica que salía cada día y cada fin de semanas a fiesta y no volvía casa después de varios días, tenía bastante resistencia a hacer cosas que no están del todo permitidas, mientras por algunas noches mantenía una relación carnal con alguien, aunque para ser honesta, yo tenía mis sentimientos... Recientemente, me di cuenta ya no resisto ni una sola noche; un amigo me invitó a una reunión por su cumpleaños, no iba a hacer nada que no hubiese hecho ya, el lugar no era incomodo en lo absoluto, y la mayoría de las personas eran agradables, pero yo, yo me sentía realmente incomoda, sentía que no pertenecía a aquel lugar, desde temprano no quise salir, pero no quería ser esa amiga que dije “no voy a ir a la reunión de tu cumpleaños”.



 



        De a ratos sentía como mi respiración era agitada, para nada calmada y pausada como debería de ser, estaba hiperventilando un poco, me sentía mal, luego vino el dolor de cabeza y con el la incomodidad de moverse libremente, ya no me soportaba, lo juro, me quería ir de ahí.


Al final, pude resolverme algo y resistí hasta la fatídica mañana, pero eso fue todo, al llegar a casa, sentí que era libre nuevamente y que podía hacer cosas, podía respirar, y pienso, ¿será que me merezco esto? ¿es justo para mi pasar por este tipo de situaciones? Porqué no es la primera vez que me pasa, ya han pasado tres veces desde hace ocho meses. 


Espero obtener respuestas de ti, tu último mensaje fue bastante expresivo.



 




© 2020, Franudy Alfaro


Texto de mi autoría para @team-mexico, ¡Gracias por el apoyo!